La candidata panista a la gubernatura de Michoacán, Luisa María Calderón, emitió un breve posicionamiento frente a los comicios de hoy, destacando que hubo una jornada electoral de gran complejidad con diversos factores que inhibieron el voto.

Destacó las amenazas de violencia por parte de grupos sindicales, la desinformación con presuntas llamadas que hablaban de su posible declinación y la  imposibilidad de apertura de algunas casillas.

Sin embargo, recalcó que los michoacanos asistieron a votar y agradeció, hizo extensivos sus agradecimientos a los funcionarios de casilla y militantes del albiazul que colaboraron en su campaña.