Sin-título-2

El auto de formal prisión contra Hipólito Mora es una arbitrariedad por parte del Estado, consideró el sacerdote Gregorio López tras salir de visitar a 240 autodefensas presos desde hace 8 meses en el penal estatal Francisco J. Mujica, en Morelia.

“Es algo maquinado que permitió el estado, veo cómplice al gobierno porque permitió que pasara (…) Hay responsabilidad de omisión porque Hipólito estaba amenazado y le avisó al procurador, le avisó a (Alfredo) Castillo y no hicieron nada”, señaló el sacerdote.

“Vamos a apostarle porque no haya elecciones y si hay será todo menos por los partidos criminales que están gobernando, vamos a apostarle por otros partidos para cobrar una gran factura al gobierno actual, señaló.

El sacerdote indicó que iniciará una campaña para liberar a los autodefensas presos injustamente y promoverá la ley de amnistía en el estado; en ese sentido aseguró, que los legisladores que no apoyen esa propuesta demostrarán que son cómplices de la delincuencia “porque el único que no quiere esa ley es la Tuta”.

En su opinión, la forma en que los gobiernos federal y estatal están manejando la estrategia de inseguridad en Michoacán ha provocado el enojo de las legítimas autodefensas que otra vez comienzan a organizarse pero esta vez no piensan pactar con el gobierno.

“He estado visitando todos los pueblos de Michoacán y están en la miseria, está el campo abandonado, están tronados los comercios, los niños dejaron la escuela para trabajar, sus padres están presos injustamente, ellos están amenazados, esto no es justicia, no hay ley, hay represión (…) veo una insurrección y una reorganización de los autodefensas legítimos, se están empezando a enardecer y hablan de tomar medidas distintas, sin alianzas con el gobierno”, indicó.