Bogotá, Colombia.-  Tras el accidente del avión que transportaba al equipo brasileño Chapecoense se estrelló cuando se dirigía hacia Medellín, medios colombianos afirman que al arquero, Jackson Follman, quien fue trasladado al Hospital La Ceja después del accidente aéreo de Chapecoense, le han tenido que amputar ambas piernas.

El estado del futbolista de 24 años era crítico y de acuerdo con Globo Sporte, los médicos decidieron amputar para evitar su muerte. Su pronóstico de vida sigue siendo reservado.

Follman era el arquero suplente y sobrevivió. Dos defensas, un periodista, un portero y dos tripulantes, sobrevivientes del Chapecoense